Ir a…
RSS Feed

Los probióticos y papel en la flora intestinal


Los probióticos juegan un papel fundamental en el mantenimiento de la flora intestinal, siendo una de las grandes revoluciones médica de los últimos años. Las bacterias que habitan en nuestro interior es eso que conocemos como flora intestinal o microbiota, y su papel es tan relevante que se considera un nuevo órgano esencial.

Un desequilibrio de las bacterias intestinales puede causar gran cantidad de síntomas y enfermedades, entre los más comunes no podemos encontrar con la obesidad o el sobrepeso, lo que acarrea enfermedades inflamatorias, fatiga, problemas de sueño, diabetes, se pueden presentar problemas digestivos como hinchazón abdominal, diarrea, estreñimiento, flatulencias, trastornos de la piel, problemas con el equilibrio nervioso y emocional, enfermedades infecciosas, y hasta en algunos casos algunos tipos de cáncer.

La flora intestinal se le considera nuestro “segundo cerebro”, ya que millones de neuronas se encuentran en el intestino, otras en el cerebro, y ambas se comunican e influyen en las emociones, por lo que no sólo se relaciona con la salud física, sino también con el aspecto mental.

Hoy en día son cada vez más los científicos estudian la flora intestinal y evalúan su importancia para la salud, y los beneficios de los probióticos para la buena salud intestinal. Se calcula que una flora intestinal en estado óptimo debe contener un 85% de bacterias buenas y un 15% de bacterias malas. Por ello, debemos cuidar la flora intestinal a toda costa, se debe nutrir con alimentos escogidos y volver a sembrarla cada cierto tiempo con probióticos.

Existen floras bacterianas en el intestino delgado, en el estómago, en la boca. La del colon se calcula que comprende aproximadamente 100 billones de microorganismos (bacterias, arqueas, levaduras, hongos y virus). Eso supone aproximadamente 10 veces más que el número de nuestras células, por eso, la importancia de mantener la flora intestinal saludable, y lo más efectivo es usando regularmente los probióticos.

Un estudio español ha demostrado como la alteración de la flora intestinal se relaciona de forma directa con el desarrollo de la esclerosis múltiple. Ese desequilibrio también tiene una conexión con la diabetes gestacional; y así con diversas enfermedades o problemas crónicos.

Esther R.

Deja un comentario

error: Content is protected !!