Los frutos rojos lo antioxidantes que favorecen el organismo

Los frutos rojos además de tener un color atractivo son una rica fuente de antioxidantes con propiedades beneficiosas para la salud. También se les conoce como frutas del bosque, y su atractivo color, pudiendo ser dulces o ácidas, siendo entre ellas las más populares los arándanos, las fresas, las cerezas, y las moras.

Los arándanos son ricos en vitamina C y K, además de contener una sustancia que evita que las bacterias se adhieran al tejido de la vejiga, ayudando a prevenir infecciones del tracti urinario. Contienen flavonoides que potencia la memoria y mejoran el aprendizaje; también contienen polifenoles que permiten prevenir patologías asociadas al síndrome metabólico, diabetes y enfermedades cardiovasculares.

Las fresas son antioxidantes que ayudan a neutralizar los radicales libres, mejoran el trnasito intestinal y son ideales para mantener la salud bucodental. Son ricas en vitamina C, y permiten una mejor absorción del ácido fólico, hierro, vitamina E y betacarotenos. La luteína y la zeaxantina que contienen también son importantes para mantener la salud ocular.

Por su parte, las cerezas contienen antocianos (flavonoides) ideales para disminuir la glucosa en sangre; además aportan ñacido elágico que, junto a los antocianos, combaten el exceso de los radicales libres, reduciendo el riesgo de sufrir enfermedades cardíacas. Son ricas en vitamina C permitiendo luchas contra el envejecimiento celular, los efectos de la radiación solar, y mantener la apariencia de la piel, el cabello y las uñas. Las cerezas contienen también triptófano, serotonina y melatonina, los cuales favorecen el rendimiento intelectual y la regulación del sueño.

Las moras son una fuente de antioxidantes, con alto contenido de vitamina C y E, que ayudan a evitar la retención de líquidos, son antiinflamatorias por su contenido de antocianina, que ademñas son aliadas para la salud cardiovascular. Su consumo permite regular el colesterol, y aportan mucho hierro que facilita la circulación y aumenta la capacidad de la sangre para transportar oxígeno a las cñelulas del cuerpo. Esta fruta ayuda a mejorar la digestión, y su contenido en fibra estimula la limpieza del intestino, y combate la retención de líquidos.

Esther R.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: